Preguntas frecuentes sobre las placas de gas.

¿Tienes dudas sobre el uso de tu placas de gas?

Aquí encontrarás respuestas a las preguntas más frecuentes. ¡Queremos que conozcas a fondo el funcionamiento de tu placa de gas, para que aproveches al máximo todo su potencial!

¿Qué precauciones tengo que tener en cuenta a la hora de instalar la placa de gas?

A la hora de instalar una placa de gas tenemos que respetar una distancia con la pared. La distancia adecuada oscila entre 10 cm y 15 cm, en función del tamaño de la placa.

Cuando apago la placa se producen ruidos, ¿es normal?

Sí, es normal. Esto se debe a que los encendedores se dilatan con altas temperaturas. Tras su uso, se enfrían y vuelven a su tamaño inicial, lo que puede provocar ruidos.

¿Las placas de gas son menos seguras?

Actualmente, las placas de gas incorporan sistemas que hacen que éstas sean cada día más seguras. Hay modelos que incluyen una tecnología, capaz de cerrar el paso del gas cuando detecta que no hay llama de fuego. Incluyen también un autoencendido integrado, por lo que no necesitaremos cerillas, ni mecheros.

¿Cómo limpiar la cocina de gas?

Debemos limpiar con frecuencia los quemadores de gas, ya que en ellos se acumula suciedad después de cada uso. Con un producto específico, debemos rociar los quemadores, dejar actuar y, tras unos segundos, retirar con un trapo húmedo.

Hay que prestar especial atención a los orificios. Deben estar siempre limpios para no obstaculizar el paso del gas y conseguir que la llama sea siempre uniforme.

¿Qué tipo de gas se utiliza en la cocina?

La cocina de gas utiliza el tanto gas butano como gas natural, procedente de yacimientos geológicos. Es una mezcla de gases, compuesta principalmente por metano, pero puede contener también etano, propano, nitrógeno y dióxido de cárbonbo. Es una fuente de energía no renovable, pero es más económico que el coste de la energía eléctrica.

¿Estás pensando en comprar una placa de gas?